Las noticias del mundo con información de titulares de actualidad. Tu diario digital eldiarioexterior.com Las noticias del mundo con información de titulares de actualidad. Tu diario digital eldiarioexterior.com
Viernes, 20 de octubre de 2017 |
EMILIO J. CÁRDENAS
Bolivia excluye de la enseñanza a la Religión
"...el MAS intenta eliminar del escenario educativo no solo a la religión, sino a los educadores religiosos."
Actualizado 27 diciembre 2011 - 0:0  
Tribuna   

Evo Morales sigue adelante, a toda marcha, con lo que él llama -pomposamente- la “descolonización” de Bolivia. En todas las áreas y en cada uno de los rincones de la actividad económica y social. Particularmente en materia de educación. Para ello el Parlamento del país vecino aprobó la ley denominada: “Avelino Siñani-Elizardo Pérez”. Su promulgación fue anunciada, en su momento, en la sede de la “Organización de Maestros Rurales”, una organización absolutamente afín al Movimiento al Socialismo (MAS) y al propio alicaído Presidente boliviano.

Tanto la Iglesia Católica, tradicionalmente activa en la enseñanza primaria y secundaria en Bolivia, como los educadores urbanos que trabajan en La Paz hicieron observaciones de peso al texto de la ley recientemente aprobada. Ninguna de ellas fue tenida en cuenta. El MAS no escucha. Tiene un discurso infalible. Y único por su perversidad.

La nueva norma educativa excluye además específicamente a la Iglesia Católica de la formación de los docentes. Al efecto, la Escuela Normal Católica, deberá cesar en sus actividades en el 2014.

Afecta asimismo a los convenios existentes entre la Iglesia Católica y la Administración Nacional, en virtud de los cuales se ha podido -hasta ahora- mantener a la educación religiosa dentro de las escuelas, particularmente de aquellas muchas que están -desde hace décadas- a cargo de las propias instituciones religiosas.

La nueva norma “estandariza” la educación, eliminando las distinciones entre los planes de estudio de la ciudad y del campo, y promoviendo, en paralelo, al “bachillerato técnico”. Los discapacitados, así como las personas con “talentos extraordinarios”, serán objeto de programas específicos, que tendrán pretendidamente en cuenta “sus respectivas capacidades”. Sólo ellos.

De esta manera el MAS intenta eliminar del escenario educativo no solo a la religión, sino a los educadores religiosos. Para sus ideólogos, el dejar a la religión completamente de lado forma parte central de la supuesta estrategia de “descolonización” (más bien, “desoccidentalización”) de Bolivia. Por esto la confrontación permanente con la Iglesia Católica, en todos los planos. Por esto el odio en su contra que se siembra sistemáticamente dentro del racismo de resentimientos que alimentan constantemente las actuales autoridades bolivarianas..


Emilio J. Cárdenas
Ex Embajador de la República Argentina ante las Naciones Unidas.