Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
23 ABRIL 2021 | ACTUALIZADO 00:20
EUROPA   |   ÁFRICA   |   AMÉRICA   |   ORIENTE PRÓXIMO   |   ASIA / PACÍFICO
POLÍTICA   |    ECONOMÍA   |    SOCIEDAD   |    CULTURA   |    PENSAMIENTO   |    AUTORES
ALBERTO BENEGAS LYNCH (H)

¿Un portentoso milagro argentino?
Justo José de Urquiza
El cumplimiento de la Carta Magna de 1853 hizo que nuestro país compitiera en el primer puesto del mundo libre con Estados Unidos
Actualizado 16 marzo 2021  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter  Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   0
Alberto Benegas Lynch (h)   

En la parla convencional se alude al “milagro alemán” que no fue ningún milagro sino la aplicación de políticas liberadoras que permitieron el resurgimiento de Alemania luego de la tragedia nazi. En el caso argentino es muy pertinente recurrir a esa alegoría o metáfora puesto que los sucesos irrumpieron con una firmeza notable los cuales generaron un progreso extraordinario en las condiciones de vida de la gente que fue la admiración del mundo.

Como ha escrito Juan Bautista Alberdi, a partir de 1810 “nos independizamos de España pero fuimos colonos de nuestros gobiernos” en un contexto de caudillajes y desórdenes mayúsculos solo interrumpidos muy de vez en cuando con intentos fallidos de establecer una sociedad civilizada.

En medio del batifondo y de la tiranía rosista comenzaron los esfuerzos por encaminarse, primero en reuniones para estudiar y debatir obras que apuntaban a los fundamentos de una sociedad libre en la denominada Jabonería de Vieytes, luego en la Librería de Marcos Sastre, finalmente en lo que se bautizó como Salón Literario (esto en 1837, de allí que a sus integrantes se los denominó como “la generación del 37”), más adelante todavía en la Asociación de Mayo.

Los personajes de marras eran en primer término Alberdi y también, entre otros, Esteban Echeverría, José María Gutiérrez, José Mármol, Gervasio Posadas, Jacinto Rodríguez Peña, José Antonio Wilde y Florencio Varela, muchos de los cuales habían sido introducidos a los principios liberales principalmente por el profesor Diego Alcorta en el Departamento de Jurisprudencia de la Universidad de Buenos Aires (que luego fue expulsado por Rosas) a través de autores como Benjamin Constant, John Locke, Adam Smith y Montaigne.

Como es sabido Alberdi no se recibió de abogado en nuestro país porque se negó a llevar a cabo el juramento impuesto por Rosas a favor de su gobierno y lo hizo en Uruguay para luego revalidar en Chile donde mantuvo un más largo autoexilio, nación en la que fundó el Club Constitucional para seguir con la difusión de ideas. También desde Valparaíso, en combinación con académicos locales lo convenció a su amigo Félix Frías -en ese momento corresponsal del El Mercurio en París- que lo contratara a Gustave Courcelle-Seneuil para la Universidad de Chile quien fue el primer profesor liberal en esas tierras trasandinas.

En todo caso, en esta nota periodística subrayó la extraordinaria sucesión de hechos -milagrosos dirían algunos- que arrancaron nuestro país del salvajismo y lo catapultaron a una de los más prósperos de orbe. El primero de mayo de 1851 se produce la proclama de Justo José de Urquiza con la idea de establecer un genuino federalismo en reemplazo del férreo unitarismo disfrazado de federal. El 3 de febrero de 1852 tiene lugar la batalla de Monte Caseros donde se pone punto final a la tiranía, en mayo de 1852 Alberdi publica Bases y puntos de partida de la organización política de la República Argentina y el primero de mayo de 1853 se jura la flamante Constitución liberal.

El “milagro” no sólo tuvo lugar por la coincidencia del trabajo extraordinario de Alberdi y su estrecha relación epistolar con Urquiza en el contexto de los acuerdos de ambos (en este sentido véase especialmente Urquiza y Alberdi. Intimidades de una política donde Ramón J. Cárcano reproduce la correspondencia entre estas dos personalidades), sino también la decisión de los constituyentes de rechazar otras dos propuestas que se filtraron y pretendieron competir con el proyecto alberdiano en la Asamblea Constituyente: una de Pedro de Angelis (1784-1859) y otra de Mariano Fragueiro (1795-1872), ambas escritos de corte autoritario sin siquiera contemplar una sección de derechos y garantías. En lugar de eso predominó con mucho vigor la influencia de Alberdi que su vez se basó en los autores mencionados más arriba, en la Constitución estadounidense, en la de las Cortes de Cádiz de 1812 (dicho sea de paso en relación a este último documento se utilizó por vez primera la expresión “liberal” como sustantivo en oposición a los “serviles” que adherían a la tradición estatista de España) y a los trabajos del italiano Pellegrino Rossi que había sido profesor en la universidades de Bologna y París, un continuador de las exposiciones tan fértiles de Jean-Baptiste Say.

En la referida correspondencia que reproduce Cárcano, Alberdi le envía su libro a Urquiza con el siguiente mensaje: “Nuestra perpetua gratitud, por la heroicidad sin ejemplo con que ha sabido restablecer la libertad de la patria, anonadada por tantos años” y agrega que “he consagrado muchas noches a la redacción del libro, sobre las bases de la organización política para nuestro país, que tengo el honor de someter al excelente buen sentido de V.E.” (fechada en Valparaíso el 30 de mayo de 1852). A lo que Urquiza responde: “Su bien pensado libro es a mi juicio un medio de cooperación importantísimo. No ha podido ser escrito ni publicado en mejor oportunidad” (fechada en Palermo de San Benito, julio 22 de 1852).

Existe una muy nutrida bibliografía sobre Urquiza (especialmente por Juan González Calderón, Beatriz Bosch, Facundo Zuviría, Amancio Alcorta, José María Sarobe y el antes mencionado Cárcano) pero tal vez el mejor resumen de sus ideas, valores y principios se encuentra en la siguiente célebre declaración que recoge entre la mucha documentación exhibida por Isidoro J. Ruiz Moreno en Vida de Urquiza“Si alguna gloria he apetecido es la de ofrecer a mi patria un monumento sublime de instituciones liberales, levantado sobre los escombros de la tiranía”.

Como queda dicho, el cumplimiento de la Carta Magna de 1853 hizo que Argentina compitiera en el primer puesto del mundo libre con Estados Unidos. Los ingresos y salarios del peón rural y del obrero de la industria incipiente eran mayores que los de Suiza, Alemania, Francia, Italia y España por lo que las oleadas migratorias hicieron que la población se duplicara cada diez años, las exportaciones estaban a la par con las canadienses y las ofertas culturales, periodísticas, de seguridad y Justicia eran ponderadas en todas las latitudes. En el Centenario una comisión de la Academia Francesa comparó debates del Parlamento argentino con los que se llevaban a cabo en esa corporación académica debido a la versación y la independencia de criterio de los parlamentarios de nuestro país.

Luego vino el golpe fascista del 30 y peor aún el golpe militar del 43 cuyas consecuencias aún padecemos en grado sumo, lo cual ocurrió por lo que tan acertadamente vaticinó Alexis de Tocquevillees frecuente que en las naciones que cuentan con gran progreso moral y material se de eso por sentado, lo cual constituye el momento fatal pues los espacios son ocupados por otras corrientes de pensamiento. Así fue en nuestro caso con el marxismo, el keynesianismo, distintas variantes de socialismo, los cepalinos y estatismos en general. De un tiempo a esta parte afortunadamente se nota un cambio lento pero muy vigoroso en la tendencia intelectual que es el primer anuncio de una posible mejora, a pesar del clima enrarecido que se vive: el poco respeto a instituciones fundamentales y una embestida feroz del chavismo local.

En aquella instancia había que primero terminar con al caudillaje representado en su máxima expresión por Juan Manuel de Rosas. Como hemos señalado antes, Bartolomé Mitre destaca que Rosas fundó “una de las más bárbaras y poderosas tiranías de todos los tiempos” (en Historia de Belgrano), Domingo Faustino Sarmiento: “Hoy todos esos caudillejos del interior, degradados, envilecidos, tiemblan de desagradarlo y no respiran sin su consentimiento” (en Facundo), Alberdi: “los decretos de Rosas contienen el catecismo del arte de someter despóticamente y enseñar a obedecer con sangre” (en La República Argentina 37 años después de su Revolución de Mayo). Y el propio José de San Martín lejos de su país al principio engañado por las promesas de Rosas de unificar y pacificar relata en una misiva que “Tú conoces mis sentimientos y por consiguiente yo no puedo aprobar la conducta del general Rosas cuando veo una persecución contra los hombres más honrados de nuestro país” (en Carta a Gregorio Gómez, septiembre 21 de 1839).

Tal como hemos apuntado al comienzo de esta nota, desde la irrupción del peronismo y sus imitadores con sus estragos estatistas nos obliga a navegar en la oscuridad en medio de una pobreza creciente y una exponencial degradación moral e institucional con lo que hemos caído de los primeros puestos en cuanto al progreso a ser uno de los últimos escalones en el concierto de las naciones. Jorge Luis Borges y Américo Ghioldi resumen el problema. El primero en 1986: “Pienso en Perón con horror, como pienso en Rosas con horror” y el segundo en 1952: “Como Encarnación Ezcurra de Rosas, Eva Duarte ocupará un lugar en la historia de la fuerza y la tiranía americana”. Abundantes son las referencias bibliográficas respecto a las tropelías del peronismo, por ejemplo, en las obras de Joseph Potage, Félix Luna, Bernardo Gonzáles Arrili, Carlos García Martínez, Uki Goñi, Roberto Aizcorbe, Hugo Gambini, Ignacio Montes de Oca, Silvia Mercado, Rómulo Zemborain, Juan José Sebrelli, María Zaldívar, Nicolás Márquez y Silvano Santander.

Como también queda dicho, las fundaciones e instituciones liberales establecidas hoy en suelo argentino y los tantos referentes de esa tradición en distintos planos realizan una tarea educativa de gran calado que se traduce en una inmensa esperanza para revertir nuestros graves problemas y retomar la senda alberdiana que nunca debimos abandonar para de esta forma repetir “el milagro argentino”.

El caso de Urquiza fue un contragolpe en vista de los golpes sistemáticos propinados por Rosas como una ofensa a las elementales libertades ciudadanas, igual que el caso de Fidel Castro respecto a los latrocinios de Fulgencio Batista, solo que en el primer caso fue un éxito retundo en cuanto al establecimiento del respeto recíproco, mientras que en el segundo empeoraron astronómicamente los atropellos a la dignidad para convertir la isla en una cárcel infranqueable y pestilente.

Cierro este texto con cinco pensamientos clave de Juan Bautista Alberdi que resumen su posición respecto a la sociedad libre, tomados de Sistema económico y rentístico de la Confederación Argentina según su Constitución de 1853:

-”El ladrón privado es el más débil de los enemigos que la propiedad reconozca. Ella puede ser atacada por el Estado, en nombre de la utilidad pública.”

-”Después de ser máquinas del fisco español, hemos pasado a serlo del fisco nacional: he aquí todo la diferencia.”

-”¿Qué exige la riqueza de parte de la ley para producirse y crearse? Lo que Diógenes exigía de Alejandro: que no le haga sombra.”

-”Mientras el gobierno tenga el poder de fabricar moneda con simples tiras de papel que nada prometen, ni obligan a reembolso alguno, el ´poder omnímodo´ vivirá inalterable como un gusano roedor en el corazón de la Constitución.”

-”Si los derechos civiles del hombre pudiesen mantenerse por sí mismos al abrigo de todo ataque, es decir, si nadie atentara contra nuestra vida, persona, propiedad, libre acción, el gobierno del Estado sería inútil, su institución no tendría razón de existir”.

Libertad y Progreso

 Otros artículos que te pueden interesar
En torno a cacerolazos y banderazos
Aunque son indispensables las protestas contra los abusos del poder político, estas deben ser acompañadas con propuestas concretas bien razonadas para que no caigan en un vacío.
Meditaciones sobre la deuda pública externa
La deuda pública externa es incompatible con la democracia ya que compromete patrimonios de futuras generaciones que no eligieron al gobierno que contrajo la deuda
Los incentivos importan
La institución de la propiedad privada permite usar los siempre escasos recursos de la mejor manera puesto que obliga a prestar debida atención a los requerimientos de los demás.
Diálogo interreligioso: un trabajo llevado adelante por el Imam Marwan Gill, de la Comunidad Ahmadia en Argentina
"Como líderes religiosos es fundamenta buscar todos los puentes posibles a través del dialogo para instaurar la paz en las sociedades", afirmó Marwan Gill
Perú: duras sanciones parlamentarias contra los ´vacunados VIP
Inhabilitan a Martín Vizcarra, suspendido por diez años, no podrá asumir como congresista
AHORA EN PORTADA | Ver  
CAMBIO CLIMÁTICO
El estado del Acuerdo de París

El Acuerdo de París cumple hoy cinco años. El 22 de abril de 2016 -Día de la Tierra- 175 partes firmaron el Acuerdo en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York. A día de hoy, esa cifra se ha elevado a 195, pero el camino no ha sido ni mucho menos sencillo, ya que el participante clave, Estados Unidos, retiró su firma bajo el mandato del presidente Trump.
MERCADO DE LAS TABLETS
iPad, el rey de las tablets

Apple vendió 19 millones de tablets sólo en los tres últimos meses de 2020
PATRIMONIO MUNDIAL DE LA UNESCO
El 26% de los sitios del Patrimonio Mundial siguen totalmente cerrados

España, el tercer país del mundo con más designaciones en la lista de Patrimonio con 48, actualmente los mantiene parcialmente abiertos.
En torno a cacerolazos y banderazos

Aunque son indispensables las protestas contra los abusos del poder político, estas deben ser acompañadas con propuestas concretas bien razonadas para que no caigan en un vacío.
ARCHIVO
ABRIL 2021

Meditaciones sobre la deuda pública externa

En torno a cacerolazos y banderazos

Los incentivos importan

Un caso conmovedor: La Madre del Príncipe de Edimburgo

Los Padres Fundadores en Estados Unidos, ejemplos a seguir

Falacias que se reiteran sobre la idea de pobreza

Todos estamos en el mismo barco

Whatsapp, Twitter, Facebook, Instagram y otras yerbas
MARZO 2021

¿Las dos caras de Mauricio Macri?

Consideraciones sobre el proceso inflacionario: algunos errores comunes

"Si no se gana en el ´21, en el 2023 seremos Venezuela"

Loris Zanatta y la religiosidad

La unión es indispensable y urgente

Otra vez el Consejo Económico y Social

¿Un portentoso milagro argentino?

Pensamientos sobre la maldición de la guerra

Una reflexión a propósito de los medios y los gustos de las audiencias

Ver posts de otros meses

FEBRERO 2021 (12 artículos)

ENERO 2021 (10 artículos)

DICIEMBRE 2020 (9 artículos)

NOVIEMBRE 2020 (6 artículos)

OCTUBRE 2020 (7 artículos)

SEPTIEMBRE 2020 (10 artículos)

AGOSTO 2020 (10 artículos)

JULIO 2020 (4 artículos)

JUNIO 2020 (4 artículos)

ABRIL 2020 (6 artículos)

MARZO 2020 (3 artículos)

FEBRERO 2020 (1 artículos)

ENERO 2020 (1 artículos)

DICIEMBRE 2019 (3 artículos)

NOVIEMBRE 2019 (2 artículos)

OCTUBRE 2019 (3 artículos)

SEPTIEMBRE 2019 (4 artículos)

AGOSTO 2019 (3 artículos)

JULIO 2019 (5 artículos)

JUNIO 2019 (4 artículos)

MAYO 2019 (2 artículos)

ABRIL 2019 (2 artículos)

MARZO 2019 (2 artículos)

FEBRERO 2019 (4 artículos)

ENERO 2019 (5 artículos)

DICIEMBRE 2018 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2018 (3 artículos)

OCTUBRE 2018 (2 artículos)

SEPTIEMBRE 2018 (5 artículos)

AGOSTO 2018 (4 artículos)

JULIO 2018 (4 artículos)

JUNIO 2018 (4 artículos)

MAYO 2018 (2 artículos)

ABRIL 2018 (3 artículos)

MARZO 2018 (6 artículos)

FEBRERO 2018 (5 artículos)

ENERO 2018 (4 artículos)

DICIEMBRE 2017 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2017 (4 artículos)

OCTUBRE 2017 (7 artículos)

SEPTIEMBRE 2017 (7 artículos)

AGOSTO 2017 (4 artículos)

JULIO 2017 (5 artículos)

JUNIO 2017 (8 artículos)

MAYO 2017 (5 artículos)

ABRIL 2017 (5 artículos)

MARZO 2017 (5 artículos)

FEBRERO 2017 (4 artículos)

ENERO 2017 (4 artículos)

DICIEMBRE 2016 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (6 artículos)

OCTUBRE 2016 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (5 artículos)

AGOSTO 2016 (5 artículos)

JULIO 2016 (5 artículos)

JUNIO 2016 (6 artículos)

MAYO 2016 (4 artículos)

ABRIL 2016 (4 artículos)

MARZO 2016 (6 artículos)

FEBRERO 2016 (5 artículos)

ENERO 2016 (5 artículos)

DICIEMBRE 2015 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (5 artículos)

OCTUBRE 2015 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (4 artículos)

AGOSTO 2015 (4 artículos)

JULIO 2015 (4 artículos)

JUNIO 2015 (5 artículos)

MAYO 2015 (5 artículos)

ABRIL 2015 (4 artículos)

MARZO 2015 (5 artículos)

FEBRERO 2015 (4 artículos)

ENERO 2015 (6 artículos)

DICIEMBRE 2014 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (4 artículos)

OCTUBRE 2014 (7 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (6 artículos)

AGOSTO 2014 (5 artículos)

JULIO 2014 (6 artículos)

JUNIO 2014 (5 artículos)

MAYO 2014 (6 artículos)

ABRIL 2014 (5 artículos)

MARZO 2014 (8 artículos)

FEBRERO 2014 (7 artículos)

ENERO 2014 (4 artículos)

DICIEMBRE 2013 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (5 artículos)

OCTUBRE 2013 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (4 artículos)

AGOSTO 2013 (5 artículos)

JULIO 2013 (3 artículos)

JUNIO 2013 (4 artículos)

MAYO 2013 (6 artículos)

ABRIL 2013 (4 artículos)

MARZO 2013 (4 artículos)

FEBRERO 2013 (4 artículos)

ENERO 2013 (5 artículos)

DICIEMBRE 2012 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (5 artículos)

OCTUBRE 2012 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (5 artículos)

AGOSTO 2012 (4 artículos)

JULIO 2012 (6 artículos)

JUNIO 2012 (5 artículos)

MAYO 2012 (4 artículos)

ABRIL 2012 (3 artículos)

MARZO 2012 (4 artículos)

FEBRERO 2012 (2 artículos)

ENERO 2012 (4 artículos)

DICIEMBRE 2011 (3 artículos)

NOVIEMBRE 2011 (2 artículos)

OCTUBRE 2011 (3 artículos)

SEPTIEMBRE 2011 (1 artículos)

JUNIO 2011 (1 artículos)

MAYO 2011 (1 artículos)

ABRIL 2011 (1 artículos)

MARZO 2011 (3 artículos)

FEBRERO 2011 (3 artículos)

ENERO 2011 (2 artículos)

DICIEMBRE 2010 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2010 (4 artículos)

OCTUBRE 2010 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2010 (2 artículos)

AGOSTO 2010 (4 artículos)

JULIO 2010 (4 artículos)

JUNIO 2010 (3 artículos)

MAYO 2010 (5 artículos)

ABRIL 2010 (4 artículos)

MARZO 2010 (4 artículos)

FEBRERO 2010 (4 artículos)

ENERO 2010 (3 artículos)

DICIEMBRE 2009 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2009 (3 artículos)

OCTUBRE 2009 (2 artículos)

SEPTIEMBRE 2009 (3 artículos)

AGOSTO 2009 (2 artículos)

JULIO 2009 (3 artículos)

JUNIO 2009 (2 artículos)

MAYO 2009 (3 artículos)

ABRIL 2009 (2 artículos)

MARZO 2009 (2 artículos)

FEBRERO 2009 (3 artículos)

ENERO 2009 (4 artículos)

DICIEMBRE 2008 (3 artículos)

NOVIEMBRE 2008 (4 artículos)

OCTUBRE 2008 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2008 (6 artículos)

AGOSTO 2008 (3 artículos)

JULIO 2008 (4 artículos)

JUNIO 2008 (6 artículos)

MAYO 2008 (3 artículos)

ABRIL 2008 (4 artículos)

 ARGENTINA
En torno a cacerolazos y banderazos
Aunque son indispensables las protestas contra los abusos del poder político, estas deben ser acompañadas con propuestas concretas bien razonadas para que no caigan en un vacío.
Diálogo interreligioso: un trabajo llevado adelante por el Imam Marwan Gill, de la Comunidad Ahmadia en Argentina
"Como líderes religiosos es fundamenta buscar todos los puentes posibles a través del dialogo para instaurar la paz en las sociedades", afirmó Marwan Gill
El perrito ´Simón´ ladra contento en Río Gallegos
Alberto Fernández, me dicen, hoy duerme mejor. Ya no "extraña" a Hugo Chávez. Lo imita, lo que es muy distinto, por cierto. A su manera, mal entonces.
Un futuro global inflado y aplastado en Argentina
Cada vez más aislada, mientras el dólar se fortalece en el mundo el blue -el verdaderamente libre- se mantiene estable.
LA PORTADA DE NUESTROS LECTORES | Ver
Whatsapp, Twitter, Facebook, Instagram y otras yerbas
En torno a cacerolazos y banderazos
Un caso conmovedor: La Madre del Príncipe de Edimburgo
Una segunda vida para la industria musical
Una rama de olivo en la nueva diplomacia entre Washington y Teherán

© El Diario Exterior - Calle del General Arrando 14, Bajo Derecha, 28010, Madrid - Tel.:(34) 91 532 28 28
Aviso legal  /   Política Privacidad  /   Quiénes somos  
/   Contactar  /    RSS