Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
3 ABRIL 2020 | ACTUALIZADO 08:51
EUROPA   |   ÁFRICA   |   AMÉRICA   |   ORIENTE PRÓXIMO   |   ASIA / PACÍFICO
POLÍTICA   |    ECONOMÍA   |    SOCIEDAD   |    CULTURA   |    PENSAMIENTO   |    AUTORES
LLUIS FOIX

Nuevos tiempos en Europa
Las primeras reacciones de Merkel se han centrado en dos ­objetivos: volver a los temas internos, seguramente cambiando su política inmigratoria, y seguir liderando con la Francia de Macron el presente y el futuro de Europa.
Actualizado 2 octubre 2017  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter  Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   0
Lluis Foix   

La estabilidad ha dominado la política en las cancillerías de Bonn y Berlín desde que Konrad Adenauer se convirtió en el primer canciller en una Alemania federal tutelada política y militarmente por Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia. Era el año 1949 y seguiría en el cargo hasta 1963. Helmut Schmidt duró seis años, Helmut Kohl, dieciséis, y Angela Merkel lleva ya doce. La estabilidad en Alemania era elemental para rehacer aquella Europa dividida y destrozada por la guerra.

Los pueblos son a veces víctimas de los caprichos de la historia y de los cambios en el tapete internacional. Churchill, el más obsesionado enemigo de la Alemania de los años treinta, se convirtió en el más firme abogado de la reconciliación con Alemania en los años cuarenta. ¿Qué había ­pasado en sólo diez años? La guerra perdida por los nazis la había ganado también Stalin, que ocupaba los estados de Europa central, las repúblicas bálticas y la mitad de Alemania.

La república con capital en Bonn creció bajo la protección norteamericana hasta convertirse en la primera potencia eu­ropea después de la caída del muro de ­Berlín. Es un hecho incuestionable que hasta la unificación de 1990 había en Alemania más de un millón de soldados norteame­ricanos.

Fue a partir de la unificación cuando Alemania no pudo disimular su hegemonía política y económica en Europa. Necesitaba a Francia y no podía desvincularse de Estados Unidos. Pero volaba por su cuenta y desde los tiempos de Helmut Kohl hasta las elecciones del domingo en las que Merkel ganaba por cuarta vez consecutiva, Alemania ha sido la pieza imprescindible para la estabilidad europea. Es cierto, como se quejaba Goethe, que los alemanes lo hacen todo muy difícil, tanto para ellos mismos como para todos los demás.

Con todas las controversias internas propias de cualquier sociedad demo­crá­tica, Alemania ha mostrado ser una comunidad equilibrada y responsable a la hora de superar sus crisis internas y ayudar al proyecto europeo. Es tal el vértigo que les produce mandar en Europa que necesitan las muletas de Francia para no caer en la ­tentación de querer germanizar a los ­europeos.

Las elecciones del domingo han cambiado los vectores por los que se ha movido Alemania desde la guerra. Un partido de extrema derecha, Alternativa para Alemania (AfD), ha entrado por primera vez en el Bundestag. Empezó en el año 2013 entre un grupo de profesores contrarios al euro y ha acabado como una organización que tiene fuertes tintes xenófobos y no es europeísta. No es un grupo homogéneo como lo prueba la dimisión el mismo lunes de la ­copresidenta del partido, Frauke Petry, que señaló las diferencias abiertas en el ­seno del partido, que se ha convertido en una “organización anárquica”.

El hecho es que la gran coalición que mantenía a conservadores y socialdemócratas en el poder ha perdido. Merkel se ha dejado nueve puntos por el camino y Martin Schulz ha obtenido el peor resultado de la socialdemocracia en su historia. La misma noche del domingo anunció que se pasaba a la oposición, seguramente para no otorgar esta función a la AfD, que, aun como tercera fuerza política, se convertirá en la pesadilla del gobierno que pueda formar Angela Merkel.

La formación de la AfD, liderada ahora por Alexander Gauland, romperá el equilibrio que había hecho de Alemania un país que acababa siempre resolviendo sus problemas y contradicciones. El éxito de la extrema derecha en muchas partes de Europa es que no tiene ningún reparo en expresar lo que piensa sobre inmigración, sobre los países europeos que consideran que se aprovechan de Alemania, sobre lo que consideran el falso prestigio de Francia y sobre otras tantas cuestiones que chirrían en los oídos de los líderes conservadores y socialdemócratas europeos.

Merkel experimentó el domingo que los liderazgos tienen fecha de caducidad. Intentará formar gobierno con los liberales del FDP, equidistantes pero business friendly, y con los Verdes que chocarán con sus hipotéticos compañeros de gabinete.

Lo más probable será la formación de la coalición Jamaica, así conocida por el negro de los conservadores, el amarillo de los liberales y el verde de los Verdes, los tres colores de la bandera de Jamaica. Las primeras reacciones de Merkel se han centrado en dos ­objetivos: volver a los temas internos, seguramente cambiando su política inmigratoria, y seguir liderando con la Francia de Macron el presente y el futuro de Europa.

La misma idea de la Unión Europea es combatida por Rusia, no es del agrado de Trump y no cuenta con Gran Bretaña. Tiempos difíciles.

Publicado en La Vanguardia el 27 de septiembre de 2017

 Otros artículos que te pueden interesar
El Virus Estatista
El cornavirus ha influido en el derrumbe de las economías pues si la gente no puede desempeñar bien sus faenas laborales debido a precauciones y cuarentenas, naturalmente las producciones se resienten.
La inmoralidad, violar los derechos humanos, destruye
Desde que se descubrió el llamado covid- 9 lo más dañado son los principios morales, y esto tendrá un altísimo costo. Derechos humanos básicos como la libertad están siendo violados sistemáticamente y la gente enardecida aplaude como en el circo romano.
Los gobiernos deben actuar, pero el peor virus es el estatismo
El coronavirus ha influido en el derrumbe de las economías, pues si la gente no puede desempeñar bien sus faenas laborales debido a precauciones y cuarentenas, naturalmente las producciones se resienten.
El pánico matará a muchas más personas
En una columna anterior escribí que el pánico es el arma más eficaz de los autoritarios, nubla la mente y provoca reacciones primarias como la violencia.
Defender la libertad es tarea y responsabilidad de todos
Es muy pertinente -y más en los momentos que corren- subrayar la importancia de que cada uno de los adultos (y no digo todos porque como decía Borges "cada uno es una realidad, mientras que todos es una abstracción") asuma la responsabilidad de contribuir a que se lo respete. El respeto recíproco no es algo que provenga de las nubes y caiga automáticamente sobre los humanos.
AHORA EN PORTADA | Ver  
COYUNTURA ECONÓMICA
El déficit público vuelve a aumentar en España

El déficit público en España se había reducido gradualmente entre 2012 hasta 2018 tanto en números absolutos como en proporción del producto interior bruto.
EPIDEMIA DEL COVID-19
¿Cuántas vidas hemos salvado quedándonos en casa ?

En España el número de muertes causadas por el virus SARS-CoV-2 ya roza las 8.500 y los afectados registrados (que no reales) alcanzarán esta semana los 100.000 con toda seguridad.
La artista valenciana Blanca Martí expone en Madrid

La Muestra, comisariada por el también pintor valenciano y artista de larga y reconocida trayectoria, Vicente Colom, se inaugurará este jueves, 5 de marzo, a las 19:30 horas y podrá visitarse hasta el 4 de abril de 2020.
Defender la libertad es tarea y responsabilidad de todos

Es muy pertinente -y más en los momentos que corren- subrayar la importancia de que cada uno de los adultos (y no digo todos porque como decía Borges "cada uno es una realidad, mientras que todos es una abstracción") asuma la responsabilidad de contribuir a que se lo respete. El respeto recíproco no es algo que provenga de las nubes y caiga automáticamente sobre los humanos.
ARCHIVO
JULIO 2018

La demografía, el factor de cambio

La cumbre de la pelota

El patriotismo futbolístico

Ver posts de otros meses

AGOSTO 2018 (4 artículos)

JULIO 2018 (3 artículos)

JUNIO 2018 (4 artículos)

ABRIL 2018 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2017 (1 artículos)

OCTUBRE 2017 (5 artículos)

AGOSTO 2017 (2 artículos)

JULIO 2017 (2 artículos)

JUNIO 2017 (9 artículos)

MAYO 2017 (10 artículos)

ABRIL 2017 (11 artículos)

MARZO 2017 (8 artículos)

FEBRERO 2017 (9 artículos)

ENERO 2017 (10 artículos)

DICIEMBRE 2016 (7 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (7 artículos)

OCTUBRE 2016 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (6 artículos)

AGOSTO 2016 (5 artículos)

JULIO 2016 (9 artículos)

JUNIO 2016 (5 artículos)

MAYO 2016 (5 artículos)

ABRIL 2016 (1 artículos)

MARZO 2016 (2 artículos)

FEBRERO 2016 (1 artículos)

ENERO 2016 (7 artículos)

DICIEMBRE 2015 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (6 artículos)

OCTUBRE 2015 (8 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (12 artículos)

AGOSTO 2015 (5 artículos)

JULIO 2015 (11 artículos)

JUNIO 2015 (11 artículos)

MAYO 2015 (10 artículos)

ABRIL 2015 (9 artículos)

MARZO 2015 (8 artículos)

FEBRERO 2015 (7 artículos)

ENERO 2015 (9 artículos)

DICIEMBRE 2014 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (3 artículos)

OCTUBRE 2014 (7 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (7 artículos)

AGOSTO 2014 (5 artículos)

JULIO 2014 (1 artículos)

JUNIO 2014 (2 artículos)

MAYO 2014 (2 artículos)

ABRIL 2014 (1 artículos)

MARZO 2014 (3 artículos)

FEBRERO 2014 (3 artículos)

ENERO 2014 (3 artículos)

 ALEMANIA
Alemania, de la xenofobia Nazi al pedido de inmigrantes
Del 16 al 18 de diciembre la Agencia de la ONU para los Refugiados realizó en Ginebra una "cumbre histórica", el primer Foro Mundial. Insólitamente, se reunieron para romper el estigma que etiqueta a los refugiados como una amenaza, no como una oportunidad, ya que los gobiernos no quieren entender que son personas con una enorme capacidad de superación.
¿Se acerca el fin de las autopistas sin límite de velocidad en Alemania?
Alemania es el único país de Europa en el que las autopistas carecen de límite de velocidad, al menos en parte de sus tramos.
Alemania, el país de Europa que más refugiados acoge
Alemania, el país europeo que más solicitudes de asilo acepta
LA PORTADA DE NUESTROS LECTORES | Ver
El déficit público vuelve a aumentar en España
El peronismo reitera su destructiva receta, que consiste en que todos vivamos colgados del trabajo del campo
¿En qué países latinoamericanos hay más casos de coronavirus?
Un príncipe audaz y peligroso
Defender la libertad es tarea y responsabilidad de todos

© El Diario Exterior - Calle del General Arrando 14, Bajo Derecha, 28010, Madrid - Tel.:(34) 91 532 28 28
Aviso legal  /   Política Privacidad  /   Quiénes somos  
/   Contactar  /    RSS