Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
17 FEBRERO 2020 | ACTUALIZADO 09:13
EUROPA   |   ÁFRICA   |   AMÉRICA   |   ORIENTE PRÓXIMO   |   ASIA / PACÍFICO
POLÍTICA   |    ECONOMÍA   |    SOCIEDAD   |    CULTURA   |    PENSAMIENTO   |    AUTORES
EMILIO J. CÁRDENAS

La oposición se prepara para las próximas elecciones venezolanas
Foto: Chavezcandanga.
La prolongada etapa durante la cual la izquierda radical organizada de nuestra región, disfrazada esta vez de de "chavismo", ha deformado profundamente a nuestras democracias y causado un enorme daño a las economías de los países en los que se enquistó, podría bien haber comenzado a terminar.
Actualizado 3 noviembre 2015  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter  Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   0
Emilio J. Cárdenas   

Por esto, el ex presidente de Brasil, Fernando Henrique Cardoso, en una interesante entrevista reciente conferida al excelente diario “La Nación”, de Buenos Aires, dijo sobre el resultado de la primera vuelta de las recientes elecciones presidenciales argentinas:

“El resultado me sorprendió mucho. No porque Macri y yo tengamos las mismas ideas, sino porque lo que se hizo en la Argentina en los últimos tiempos con Cristina Fernández de Kirchner, fue desastroso. Me parecería muy positivo para la Argentina que hubiera un cambio en el poder, creo que llegó el momento. Y si una victoria de la oposición en la Argentina repercutiera, además, en las elecciones legislativas de Venezuela (el 6 de diciembre), sería una maravilla. Porque en Venezuela tampoco se puede seguir así”. No tengo las mismas ideas que Cardoso pero, en esto, suscribo sus rotundas afirmaciones. Plenamente.

En Venezuela, mientras tanto, los comicios del 6 de diciembre se acercan rápido. Están ya a la vuelta de la esquina. La oposición, salvo imponderables, parece estar a punto de hacerse fácilmente de la mayoría en la Asamblea Nacional de Venezuela, esto es de controlar el Poder Legislativo de ese país. Y hasta no sería demasiado sorpresivo que obtuviera los dos tercios de su voluntad. Si esto último sucediera, desde el Legislativo la oposición podría destituir ministros y hasta al propio Vice-presidente. Y modificar las llamadas leyes orgánicas. Además, presidiría la Asamblea Nacional y todas y cada una de las distintas Comisiones Parlamentarias que existen. Esto es poder limitar -muy severamente- a Nicolás Maduro, entonces.

Si sólo alcanzara una mayoría simple (obteniendo más de los 84 escaños que para ello se exigen), la oposición podría estar en condiciones de no aprobar el presupuesto nacional, ni ratificar los tratados internacionales, ni aprobar la ley de endeudamiento, ni validar los contratos de interés nacional. No es poco. Para Nicolás Maduro, sería enfrentar una barrera realmente muy seria.

Pese a ello, la mayoría de los comentaristas y politicólogos venezolanos parecería no creer que Nicolás Maduro pueda animarse a suspender o a dejar sin efecto las elecciones que se acercan. Quizás porque su trono, el del Poder Ejecutivo, no está en juego. Y porque con una ola de medidas populistas de corto plazo que está montando pueda pretender morigerar -a último momento- lo que luce como una probable muerte (electoral) anunciada, el próximo 6 de diciembre.

En el exterior prevalece, en cambio, la visión de que Nicolás Maduro es un totalitario, absolutamente capaz de cualquier cosa, incluyendo una eventual ruptura frontal del andar democrático. No hay límites, entonces, para las sorpresas. Ninguno. Maduro no es garantía de nada, ni lo puede ser, jamás. Salvo de ineficiencia e incapacidad de administrar nada.

Los analistas locales creen, asimismo, que el gobierno chavista se prepara para poder conducir todo desde el Poder Ejecutivo, prescindiendo del Legislativo. Lo que es difícil, pero no imposible, sobre todo cuando se domina absolutamente el sumiso y vergonzante Poder Judicial venezolano que, cabe presumir, validará cuanto exceso constitucional pretenda el Ejecutivo. Y cuando, como si eso fuera poco, se utilizan perversamente los servicios de inteligencia para espiar constantemente al propio pueblo. Y cuando, además, como sucede en Venezuela, no hay principios morales que limiten la acción de gobierno, sino sólo perversidad y mala fe, que es la característica del patológico Nicolás Maduro y los suyos.

Por su parte, la oposición podría aprovechar el fuerte hartazgo de la gente, que vive sumida en la escasez de todo, y responder -con vigor- a la fuerte demanda de cambio que claramente llega desde la sociedad. Nítida.

Podría, además, trabajar con la meta de, ganadas que sean las elecciones intermedias, apuntar a realizar un referendo revocatorio a partir de abril de 2016. Lo que, después de la derrota, pondría mucha presión sobre Nicolás Maduro y los suyos y mantendría la esperanza de aquellos que sueñan con poder librarse de la pesadilla insufrible que supone vivir bajo el “chavismo”. Camino que no es nada fácil, porque para ponerlo en marcha se requiere un 20% del padrón electoral (o sea unos tres millones de firmas) en un ambiente de permanente intimidación  y encarcelamiento fraudulento de los dirigentes opositores. Y porque para que las urnas revoquen, se necesita obtener unos 7,6 millones de votos, lo que -cabe apuntar- ya no es, para nada, un esfuerzo imposible.

Las encuestas por ahora siguen mostrando que la oposición tiene a su favor un muy firme 53% de los encuestados. Mientras que el socialismo apenas araña un escaso 27%. Y que existe un 11% que se dicen independientes (por miedo, muchos de ellos) y un 9% que ni siquiera responde.

Pese a ello, la oposición debe insistir firmemente en lograr los controles electorales que son necesarios para evitar un fraude, del que Nicolás Maduro es ciertamente muy capaz. Las misiones de observación electoral de los organismos multilaterales y regionales, así como las extranjeras, son entonces esenciales a la hora de tratar de tratar de evitar la manipulación de la verdad que, de otro modo, puede presumirse ocurrirán.

Con el llamado estado de excepción que Maduro ha impuesto en dos estados de la frontera, militarizándolos totalmente, su administración -de la mano de los militares- puede limitar severamente la campaña política de la oposición. Porque los derechos y garantías constitucionales están suspendidos.

Esto sucede particularmente en dos estados muy importantes. El de Zulia, donde vive el 22% del electorado del país. Y el de Táchira, de muy larga tradición opositora. En ellos, Maduro puede prohibir las reuniones públicas e infundir constantemente el miedo, mediante toda suerte de detenciones arbitrarias.

Esto podría afectar a nada menos que 33 de las bancas parlamentarias que estarán en juego. Mientras, en paralelo, el gobierno “chavista”, se presume, desatará una ola populista de regalos y subsidios inmediatos para, con ellos, “comprar” votos, a la manera de lo que sucede habitualmente, a cara descubierta,  en el noreste del territorio argentino.

Pensar que Nicolás Maduro va a abandonar el marxismo es un sueño. Creer que abrirá el mundo de la política al pluralismo, otro. También es soñar esperar un cambio de rumbo en la política económica. O en los subsidios que van a Cuba para evitar el naufragio de su economía. O ser cándido y pensar que Maduro, si lo necesita, no le pasará por encima a la ley, tantas veces como lo crea necesario o conveniente.

Por esto, el camino venezolano de regreso a la libertad perdida que ciertamente se abre ahora para los castigados y sufridos venezolanos, será inevitablemente lento. Y estará seguramente plagado de toda suerte de dificultades. Previsibles o no.

No obstante, con paciencia y dentro de la ley, sacarse al arbitrario Nicolás Maduro de encima no es un sueño imposible. Es factible, si el pueblo venezolano demuestra desde las urnas que eso, y no otra cosa, es lo definitivamente quiere.

Si esto último ocurriera, Venezuela y la región toda se librarán de un tirano tan audaz como  nefasto, capaz de cualquier cosa. Como lo demuestra su feroz -y fraudulenta- conducta en el caso del detenido dirigente opositor Leopoldo López, por ejemplo.

Lo que de pronto suceda, antes, en la República Argentina, como lo señala con razón el ex presidente brasileño Fernando Henrique Cardoso, no será indiferente. Tampoco lo sería la materialización de la renuncia de Dilma Rousseff que el mencionado Cardoso reclama y Brasil necesita.

Es más, ambas cosas pueden ser un incentivo fenomenal para que los venezolanos decidan animarse a votar masivamente, de modo de obtener los dos tercios de la Asamblea Nacional venezolana. Porque lo de Argentina puede obrar a la manera de testimonio invalorable de cómo, dentro de la ley, un pueblo harto puede sacarse de encima los gobiernos tiránicos y autoritarios y dejar atrás a los discursos únicos y presuntamente inmodificables que ellos predican. Y el eventual cambio en Brasil, ratificarlo.  


Emilio J. Cárdenas
Ex Embajador de la república Argentina ante las Naciones Unidas.

 Otros artículos que te pueden interesar
La autocrítica que deberíamos hacer los liberales
​​​​​​​Nada se gana con detenidas elaboraciones sobre política monetaria, fiscal o laboral ni sobre la relevancia de marcos institucionales compatibles con la protección a los derechos si previamente no se ha entendido la base de la libertad.
Una solución de fondo para los futuros jubilados
Nadie debe estar autorizado a usar a otro como medio para su satisfacción, cada uno es un fin en sí mismo.
Argentina: El falso dilema de la deuda estatal
El relato político siempre se ocupa de aprovechar al máximo los temas del momento y asignarle magnitudes que suelen estar bastante alejadas de la realidad.
Un país que gira en círculos
Argentina no encuentra el rumbo. Esta inagotable secuencia de errores tiene décadas y parece no encontrar una ruta que permita iniciar el recorrido del camino del éxito sostenido.
Argentina: la expoliación del campo, vuelve a ser utilizada
" ...un nuevo gobierno peronista,... ha vuelto a aumentar -arbitrariamente y por sorpresa- la enorme presión fiscal que ya pesaba sobre el campo argentino".
AHORA EN PORTADA | Ver  
DÍA INTERNACIONAL DE LA RADIO
Los países en los que más se usa la radio para informarse

El miércoles 13 de febrero se celebra el Día Internacional de la Radio, que busca fomentar el uso de este medio.
Una solución de fondo para los futuros jubilados

Nadie debe estar autorizado a usar a otro como medio para su satisfacción, cada uno es un fin en sí mismo.
Suecia y España, autorretrato de la artista Greta Malmcrona en Abierto Espacio Cultural

El próximo 31 de enero, a las 19:30 horas, tendrá lugar en la sala Abierto Espacio Cultural de la Fundación Iberoamérica Europa la inauguración de la exposición: greta malmcrona, autorretrato
La autocrítica que deberíamos hacer los liberales

​​​​​​​Nada se gana con detenidas elaboraciones sobre política monetaria, fiscal o laboral ni sobre la relevancia de marcos institucionales compatibles con la protección a los derechos si previamente no se ha entendido la base de la libertad.
ARCHIVO
NOVIEMBRE 2015

Nicolás Maduro en su hora más difícil

Amenazas de Venezuela al presidente electo argentino Mauricio Macri

Más sobre el descalabro en el agro argentino

Venezuela: las encuestas confirman la amplia ventaja electoral de la oposición

El enorme costo del multimedio estatal argentino

La oposición se prepara para las próximas elecciones venezolanas

Ver posts de otros meses

FEBRERO 2020 (4 artículos)

DICIEMBRE 2019 (8 artículos)

NOVIEMBRE 2019 (8 artículos)

OCTUBRE 2019 (11 artículos)

SEPTIEMBRE 2019 (8 artículos)

AGOSTO 2019 (5 artículos)

JULIO 2019 (7 artículos)

JUNIO 2019 (6 artículos)

MAYO 2019 (6 artículos)

ABRIL 2019 (4 artículos)

MARZO 2019 (5 artículos)

FEBRERO 2019 (4 artículos)

ENERO 2019 (5 artículos)

DICIEMBRE 2018 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2018 (4 artículos)

OCTUBRE 2018 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2018 (4 artículos)

AGOSTO 2018 (7 artículos)

JULIO 2018 (5 artículos)

JUNIO 2018 (4 artículos)

MAYO 2018 (6 artículos)

ABRIL 2018 (4 artículos)

MARZO 2018 (4 artículos)

FEBRERO 2018 (6 artículos)

ENERO 2018 (3 artículos)

DICIEMBRE 2017 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2017 (2 artículos)

OCTUBRE 2017 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2017 (4 artículos)

AGOSTO 2017 (5 artículos)

JULIO 2017 (4 artículos)

JUNIO 2017 (4 artículos)

MAYO 2017 (5 artículos)

ABRIL 2017 (4 artículos)

MARZO 2017 (7 artículos)

FEBRERO 2017 (5 artículos)

ENERO 2017 (4 artículos)

DICIEMBRE 2016 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (5 artículos)

OCTUBRE 2016 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (5 artículos)

AGOSTO 2016 (6 artículos)

JULIO 2016 (5 artículos)

JUNIO 2016 (7 artículos)

MAYO 2016 (4 artículos)

ABRIL 2016 (5 artículos)

MARZO 2016 (5 artículos)

FEBRERO 2016 (4 artículos)

ENERO 2016 (4 artículos)

DICIEMBRE 2015 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (6 artículos)

OCTUBRE 2015 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (4 artículos)

AGOSTO 2015 (5 artículos)

JULIO 2015 (4 artículos)

JUNIO 2015 (5 artículos)

MAYO 2015 (4 artículos)

ABRIL 2015 (4 artículos)

MARZO 2015 (5 artículos)

FEBRERO 2015 (5 artículos)

ENERO 2015 (4 artículos)

DICIEMBRE 2014 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (4 artículos)

OCTUBRE 2014 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (6 artículos)

AGOSTO 2014 (6 artículos)

JULIO 2014 (4 artículos)

JUNIO 2014 (7 artículos)

MAYO 2014 (5 artículos)

ABRIL 2014 (7 artículos)

MARZO 2014 (6 artículos)

FEBRERO 2014 (4 artículos)

ENERO 2014 (4 artículos)

DICIEMBRE 2013 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (4 artículos)

OCTUBRE 2013 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (4 artículos)

AGOSTO 2013 (4 artículos)

JULIO 2013 (5 artículos)

JUNIO 2013 (4 artículos)

MAYO 2013 (4 artículos)

ABRIL 2013 (6 artículos)

MARZO 2013 (5 artículos)

FEBRERO 2013 (4 artículos)

ENERO 2013 (5 artículos)

DICIEMBRE 2012 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (4 artículos)

OCTUBRE 2012 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (4 artículos)

AGOSTO 2012 (5 artículos)

JULIO 2012 (4 artículos)

JUNIO 2012 (5 artículos)

MAYO 2012 (4 artículos)

ABRIL 2012 (5 artículos)

MARZO 2012 (4 artículos)

FEBRERO 2012 (4 artículos)

ENERO 2012 (5 artículos)

DICIEMBRE 2011 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2011 (5 artículos)

OCTUBRE 2011 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2011 (2 artículos)

JULIO 2011 (3 artículos)

JUNIO 2011 (4 artículos)

MAYO 2011 (5 artículos)

ABRIL 2011 (4 artículos)

MARZO 2011 (4 artículos)

FEBRERO 2011 (4 artículos)

ENERO 2011 (3 artículos)

DICIEMBRE 2010 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2010 (2 artículos)

OCTUBRE 2010 (3 artículos)

SEPTIEMBRE 2010 (4 artículos)

AGOSTO 2010 (4 artículos)

JULIO 2010 (5 artículos)

JUNIO 2010 (5 artículos)

MAYO 2010 (4 artículos)

ABRIL 2010 (4 artículos)

MARZO 2010 (5 artículos)

FEBRERO 2010 (4 artículos)

ENERO 2010 (6 artículos)

DICIEMBRE 2009 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2009 (4 artículos)

OCTUBRE 2009 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2009 (5 artículos)

AGOSTO 2009 (2 artículos)

JULIO 2009 (4 artículos)

JUNIO 2009 (3 artículos)

MAYO 2009 (4 artículos)

ABRIL 2009 (3 artículos)

MARZO 2009 (4 artículos)

FEBRERO 2009 (4 artículos)

ENERO 2009 (5 artículos)

DICIEMBRE 2008 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2008 (5 artículos)

OCTUBRE 2008 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2008 (4 artículos)

AGOSTO 2008 (4 artículos)

JULIO 2008 (4 artículos)

JUNIO 2008 (4 artículos)

MAYO 2008 (5 artículos)

ABRIL 2008 (3 artículos)

MARZO 2008 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2006 (1 artículos)

 VENEZUELA
Venezuela: a un paso de convertirse en la mayor crisis migratoria mundial
Según datos de la ONU, si las tendencias actuales continúan, el número de venezolanos forzados a abandonar su país por la crisis podría llegar para finales de 2020 a una cifra histórica de 6,5 millones de personas.
En Venezuela circula y reina el dólar
Parece toda una ironía: en Venezuela circula profusamente y hasta "reina" en su sociedad el dólar norteamericano. El llamado "verde", entre nosotros.
Chile propone aislar aún más a Venezuela
Se calcula que el año próximo los emigrados venezolanos al resto de la región podrían llegar a ser nada menos que unos 8 millones de personas, profundizando una compleja crisis poblacional que ya es notoria.
El "Grupo de Lima" pone a Venezuela "fuera de juego"
De pronto, la región puede haber despertado. Tarde. Cuando miles y miles de venezolanos se escapan de su propia Patria, hoy en manos del comunismo y saqueada por Nicolás Maduro.
LA PORTADA DE NUESTROS LECTORES | Ver
Argentina: la expoliación del campo, vuelve a ser utilizada
Sergueï Lavrov, el eterno canciller ruso
La autocrítica que deberíamos hacer los liberales
Argentina: El falso dilema de la deuda estatal
Un país que gira en círculos

© El Diario Exterior - Calle del General Arrando 14, Bajo Derecha, 28010, Madrid - Tel.:(34) 91 532 28 28
Aviso legal  /   Política Privacidad  /   Quiénes somos  
/   Contactar  /    RSS