Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
21 AGOSTO 2019 | ACTUALIZADO 07:05
EUROPA   |   ÁFRICA   |   AMÉRICA   |   ORIENTE PRÓXIMO   |   ASIA / PACÍFICO
POLÍTICA   |    ECONOMÍA   |    SOCIEDAD   |    CULTURA   |    PENSAMIENTO   |    AUTORES
EMILIO J. CÁRDENAS

Emilio Cárdenas
En América latina se insinúa un giro hacia el centro
"América Latina está dividida entre aquellos países que, como Brasil, Chile, Colombia, Perú o Uruguay, tienen gobiernos serios y democráticos, ...
Actualizado 10 mayo 2009  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter  Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   0
Emilio J. Cárdenas   
 El extraño encanto del mundo bolivariano
 Lo que dejó la V Cumbre de las Américas
 El Estado de Derecho como mera ficción
 En Bolivia y Chile agitan el nacionalismo contra Perú
Pero no hay mal que dure cien años. Ya comienzan a aparecer señales que sugieren, como veremos, que la región podría haber comenzado ya a girar hacia el centro.

El camino hacia las elecciones que se aproximan tanto en Brasil, como en Chile y Uruguay, muestra que no es imposible que los próximos gobernantes de esos países puedan tener una visión algo más centrista que los actuales. Ninguno de ellos ha sido infectado, por cierto, por el peligroso "virus" bolivariano, razón por la cual el giro hacia el centro les es ahora factible. Porque en su seno no se manosean groseramente las normas electorales, ni la justicia, ni las fuerzas de seguridad, ni se juega escandalosamente al populismo.

No sería raro que en un país como la Argentina, cuyas autoridades esconden su verdadera "veta bolivariana", esto es sus convicciones de izquierda, las cosas también empiecen, de pronto, a cambiar.

En efecto, sin perjuicio de las intimidaciones, presiones, manipulaciones, uso desfachatado de fondos públicos, etc.., las encuestas sugieren -casi unánimemente, porque también en ese sector hay quienes sucumben al poder de Don Dinero- que los Kirchner pueden ser duramente derrotados en próximo 28 de junio, perdiendo el control del Congreso. Lo que supondría -para los argentinos- un terremoto político no menor, como sería el de poder re-encontrarse con los extraviados equilibrios republicanos.

Esto es, la posibilidad de poder terminar con el sofocante discurso único; con los caprichos insólitos de los gobernantes; con la siembra constante de resentimientos, destinada a fracturar la sociedad; con la corrupción generalizada; con la mentira oficial, que hasta distorsiona las estadísticas públicas; con el clientelismo para todo; con la provocación y la rispidez como denominadores comunes de las relaciones exteriores; con las extorsiones de toda índole; con la violencia de los piqueteros; con la total inseguridad personal; con la distribución de subsidios como método de obtener apoyos políticos; con el aniquilamiento de los gobiernos provinciales y municipales, a los que se da de comer de la mano para someterlos; con la imposición de asfixiantes derechos de exportación con el propósito de expoliar y castigar al sector rural, enfrentado corajudamente con el gobierno; con la burla al federalismo; con los rincones de impunidad que benefician a unos pocos; con los ataques a la libertad de opinión y de prensa; con los constantes abusos del poder de policía administrativo, utilizado activamente desde el poder como herramienta útil para "apretar"; etc.. No es poco.

Es más, supone provocar todo un cambio copernicano respecto de una situación de horror que ha llevado a la gente a lo que puede ser un inédito rechazo al autoritarismo populista. Veremos, porque al final todo dependerá, como siempre, de que la gente advierta, esta vez, que tiene en juego -en una elección intermedia- nada menos que sus libertades y el propio marco republicano y se sacuda a los Kirchner de sus hombros.

El "giro" panameño

Más allá de lo antedicho, hay una señal que ciertamente es ya una realidad. Me refiero al resultado de las recientes elecciones que consagraron Presidente de Panamá -con una mayoría abrumadora- al empresario super-mercadista Ricardo Martinelli, de 57 años y tendencias centristas, que tiene algunos notables paralelos con la vertiginosa marcha ascendente de Francisco de Narváez, otro empresario que, en su caso, desafía a los Kirchner en la Argentina, en lo que está ya cerca de conformar un verdadero milagro político en la Provincia de Buenos Aires, la más rica del país y aquella que concentra el único apoyo importante de los Kirchner, o sea el cinturón industrial metropolitano que abraza a la capital argentina.

Ricardo Martinelli aventajó por más del 20% de los votos a la candidata oficial, Balbina Herrera, que solo obtuvo el 36% de los sufragios. Esto pone fin a la alternancia que mantenía férreamente en el poder (desde el fin de la época del sórdido Antonio Noriega, en 1989) al Partido Revolucionario Democrático y al Panameñista.

El golpe de timón electoral ocurrió pese a que Panamá ha venido creciendo al ritmo de 8,7% en los últimos años, ritmo que en la crisis cayó al 4%. En medio de la bonanza, entonces.

Martinelli promete, en concreto, gestión, honestidad y seguridad personal. Esto supone, entre otras cosas, completar activamente las obras de ampliación del Canal de Panamá que ya están ciertamente en marcha y dotar a la dinámica capital del país de servicios de metro, esto es de transporte público subterráneo. No es imposible que, en materia de relaciones externas, la gestión de Martinelli suponga acercarse ahora formalmente a China, estableciendo relaciones diplomáticas, lo que supondría sacrificar los vínculos estrechos que hasta ahora mantienen a Panamá cerca de Taiwán.

Algunas sombras oscuras que provienen del pasado perjudicaron duro a Balbina Herrera. Entre ellas cabe destacar las que la acusaran de haber sido "varrillera", o sea haber avalado, en tiempos de Noriega, la acción de patoteros armados con palos (varillas), que a la manera de los "piqueteros" argentinos con conexiones kirchneristas, desalojaron violentamente de las calles a quienes, en época de Noriega, se opusieran a él. Particularmente a quines, hartos, apoyaran la invasión norteamericana que terminara con el gobierno de Noriega y lo sepultaran por años en una cárcel norteamericana como consecuencia de sus conexiones con el narco-tráfico.

Los panameños están visiblemente construyendo un nuevo país. Pujante y dinámico. Casi electrizante. Para comprobarlo basta con poder ver la línea de modernos rascacielos que domina a su capital. Con contemplar como crece su comercio. Como se modernizan sus servicios. Como se mejora su infraestructura. Como cambia, para bien, un Panamá que no escucha los cantos de las sirenas populistas que, en cambio, enamoran todavía a muchos en otros rincones de nuestra región.

Otras circunstancias, distintas, en el escenario boliviano

Mientras todo esto ocurre, el bolivariano Evo Morales (con ayuda financiera venezolana) acaba de crear el Comando Militar Conjunto, denominado "La Plata", en la ciudad de San Ignacio de Velasco, en Santa Cruz, con el propósito declarado de sofocar cualquier intento de secesión o separatismo en la llamada Media Luna boliviana, que lo detesta. Así militariza la zona.

Mientras el Presidente de Bolivia -que acaba de declararse orgullosamente "marxista leninista" (como el coreano Kim Jong-Il o el bielorruso Alexander Lukashenko), lo que todos suponíamos al seguir su conducta- y su entorno aplaudían eufóricos durante la inauguración del nuevo destacamento militar, los cruceños se movilizaron para recordar el primer aniversario del referéndum que aprobara el "estatuto autonómico" de Santa Cruz, hasta ahora olímpicamente ignorado por Evo Morales.

Los cruceños están inquietos porque saben bien, mejor que nadie, qué es lo que está ocurriendo en otros rincones de su país, que está siendo empujado hacia el atavismo. Como lo prueba el episodio que describiré enseguida. En la archi-poblada localidad denominada "El Alto", vecina a La Paz, en Bolivia, sucedió (no hace mucho) un episodio que destaca la importancia con la que algunos -en los ambientes en apariencia más improbables- defienden el derecho de propiedad cuando lo que creen les pertenece resulta de pronto objeto de un intento de despojo que consideran inaceptable.

En la localidad llamada "El Alto", vecina a La Paz, como es sabido, existe curiosamente una de las concentraciones sociales "indígenas y paradójicamente urbanas" más importantes del norte de ese país. La mayor de las que están cerca de la capital del país vecino entre aquellas en las que la población indígena tiene mayor presencia y gravitación.

Es, asimismo, uno de los centros de activismo político radical más importante de los partidarios del caótico Presidente Evo Morales, aglutinados en el movimiento marxista que responde al nombre de "Movimiento al Socialismo" (MAS), que son allí amplísima mayoría. El principal protagonista de los episodios que relataremos fue un sujeto que responde al curioso nombre de Valerio Queso, de 33 años de edad.

El mentado Queso ha sido -curiosamente- el "doble" del actual Presidente en el rodaje de la película "Evo Pueblo", que ensalza al mandatario boliviano, quien -como muchos en su línea ideológica- es enfermizamente afecto al "culto a la personalidad".
Al mencionado Queso lo acompañaron en la peligrosa aventura (que casi tiene un final trágico) dos "amigos" que suelen -además- ser sus compinches: Omar Chalco y Jorge Lima Mancera.

Los tres debieron ser "rescatados", aunque a duras penas, cuando habían caído -como rehenes- en manos de los furibundos habitantes de la localidad de Tacachira, ubicada en el camino que va a Laja y Desaguadero, que ya ha protagonizado otros episodios de "violencia colectiva" parecidos al que ahora comentamos.

Las tres audaces personas antes aludidas pertenecen al llamado "Movimiento de los Sin Techo" (MST), un "movimiento social" (o "biombo") tras el cual operan quienes se creen con derecho a despojar a los demás de sus bienes para quedarse con ellos, del que los tres personajes en cuestión confirman ser "dirigentes". Sin decir "agua va", algunos de sus miembros se instalaron ilegalmente, ocupando unas diez hectáreas de propiedad de la comunidad mencionada aledañas a la antigua granja "Kallatuca", que alguna vez perteneciera a la ahora desaparecida "Cooperativa Regional de Desarrollo de La Paz", cercana a "El Alto".

Ante esa situación, los ciudadanos locales reaccionaron -conjunta y duramente- en defensa de lo que entienden es su propiedad. Unidos en una suerte de imparable turba, tomaron físicamente de rehenes a los desprevenidos ocupantes de sus tierras, los golpearon y, no contentos con ello, enseguida amenazaron rápidamente con "lincharlos", esto es con poner en marcha una práctica tradicional (aunque atávica) que precisamente ya se ha utilizado -con reiteración- en el norte de Bolivia, contra presuntos ladrones y bandidos. Para garantizar que los ocupantes ilegales a los que se expulsaba no regresarían a la zona, los tres sujetos antes nombrados quedaron "detenidos" por la gente, en calidad de rehenes. En carácter de una suerte de "seguro", más bien.

Cuando la policía, informada de lo que sucedía, pero temerosa de la posible explosión de ira de la población, que hasta podía atrapar a su personal, montó un temeroso operativo de rescate los locales comenzaron a exigir a voz de cuello que simplemente se quemara vivos a los rehenes, como había sucedido ya, en el mismo lugar, con otros pícaros llegados también desde la zona de La Paz, pocas semanas antes. Otros pedían, en cambio, una solución "ejemplificadora", o sea más drástica: que se los matara simplemente, a golpes. Esto es llevar a cabo un clásico "linchamiento".

Los uniformados esta vez lograron, sin embargo persuadir (por las buenas) a los locales y los aterrados intrusos pudieron ser finalmente liberados. A duras penas, ciertamente. Con lo justo. No obstante, al retirarse del infierno descripto, caminando entre una masa de gente entre enardecida e indignada que los insultaba sin parar, sufrieron una larga seguidilla de golpes y palazos. Antes de culminar su verdadera "ordalía" debieron comprometerse (a viva voz) a no regresar jamás al lugar, compromiso que -claro está- si fuera violado, seguramente pondría nuevamente en serio riesgo a sus vidas.

Los vehículos policiales que los retiraron del lugar lo hicieron a paso de hombre, en medio del repudio y de una intensa pedrea, que los dejó llenos de abollones, a la manera de "recordatorio". Por sus contusiones, los tres actores del riesgoso episodio que acabo de relatar ingresaron naturalmente a la "Clínica Complejo", cercana al lugar de los sucesos, de la que se retiraron luego a toda velocidad, sumamente agitados, en dirección contraria a Tacachira, naturalmente. Después de arriesgar sus vidas en un episodio delictivo torpe, que seguramente no olvidarán jamás desde que casi terminó con sus vidas.

Casi mueren cuando cayeron en poder de quienes creen tener derecho a "hacer justicia" por mano propia. Con prescindencia de las autoridades nacionales y de las instituciones del Estado, incluyendo la justicia y la policía. Creencia que hoy es desafortunadamente abonada por una nueva Constitución -ya aprobada- tan confusa como permisiva, que alienta notoriamente el descontrol y generará presumiblemente otros episodios más o menos similares al relatado más arriba.

Como realidad, tremenda. Y peligrosa, por demás.

Fuente: Economía para todos
(www.economiaparatodos.com.ar)
 Otros artículos que te pueden interesar
Otra mujer europea en la cima decisoria del mundo
La economista búlgara, especializada en cuestiones ambientales, Kristalina Georgieva, de 65 años de edad, será muy pronto la reemplazante de Lagarde en el timón del FMI.
"Nadie es profeta en su tierra", tampoco el papa
En la Argentina, esto es en su propia tierra, el entusiasmo de la gente por la figura del Papa Francisco es, con frecuencia, bastante relativo.
La economía es la mayor preocupación de los argentinos
La inflación, las tasas de interés, la suba del dólar y la situación de los precios y salarios marcan la situación actual, la coyuntura inmediata.
El país precisa gestos de grandeza
La campaña electoral invita a marcar diferencias, a distanciarse del resto seleccionando bandos, pero lo que se viene requiere mas de lo opuesto, es decir de esa búsqueda de soluciones en común que por ahora no se avizora con claridad.
También para Evo Morales "poderoso caballero es don dinero"
Es cierto que no todo lo que reluce es oro. Pero Venezuela lo tenía y ya no lo tiene, razón por la cual Evo Morales ya no se encandila fácilmente con Venezuela y prefiere acercarse al calor -amistoso y tropical- del Brasil.
AHORA EN PORTADA | Ver  
Informe asegura que el hambre afecta a 42,5 millones de personas en América Latina

El porcentaje de población subalimentada en Venezuela se ha triplicado, de un promedio de 6,4% entre 2012 y 2014 a 21,2% entre 2016 y 2018.
Los diez proyectos de infraestructura más costosos de Latinoamérica

La consultora estadounidense CG/LA Infrastructure Inc., que se dedica a la asesoría estratégica en temas de infraestructura, presentó recientemente la edición número 17 de su informe sobre los 100 proyectos de infraestructura más importantes de América Latina.
Julián Marías: diez libros imprescindibles

Cuando se cumplen 105 años del nacimiento de Julián Marías (1914-2005), repasamos diez de las obras más representativas del discípulo de Ortega, autor de obras constantemente reeditadas como "Historia de la Filosofía", y uno de los intelectuales españoles más leídos del siglo XX.
Diferencia entre mente abierta y basural abierto

A primera vista parece fácil diferenciar una mente abierta de lo que es un basural abierto pero no es tan sencillo precisarlo analíticamente.
ARCHIVO
DICIEMBRE 2013

Ven riesgo de colapso en Venezuela

El presidente José Mújica y los saqueos en Argentina

Las próximas elecciones presidenciales del Brasil

Los bolivarianos y la democracia

Ecuador-Irán, una relación poco activa

Ver posts de otros meses

AGOSTO 2019 (3 artículos)

JULIO 2019 (7 artículos)

JUNIO 2019 (6 artículos)

MAYO 2019 (6 artículos)

ABRIL 2019 (4 artículos)

MARZO 2019 (5 artículos)

FEBRERO 2019 (4 artículos)

ENERO 2019 (5 artículos)

DICIEMBRE 2018 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2018 (4 artículos)

OCTUBRE 2018 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2018 (4 artículos)

AGOSTO 2018 (7 artículos)

JULIO 2018 (5 artículos)

JUNIO 2018 (4 artículos)

MAYO 2018 (6 artículos)

ABRIL 2018 (4 artículos)

MARZO 2018 (4 artículos)

FEBRERO 2018 (6 artículos)

ENERO 2018 (3 artículos)

DICIEMBRE 2017 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2017 (2 artículos)

OCTUBRE 2017 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2017 (4 artículos)

AGOSTO 2017 (5 artículos)

JULIO 2017 (4 artículos)

JUNIO 2017 (4 artículos)

MAYO 2017 (5 artículos)

ABRIL 2017 (4 artículos)

MARZO 2017 (7 artículos)

FEBRERO 2017 (5 artículos)

ENERO 2017 (4 artículos)

DICIEMBRE 2016 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (5 artículos)

OCTUBRE 2016 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (5 artículos)

AGOSTO 2016 (6 artículos)

JULIO 2016 (5 artículos)

JUNIO 2016 (7 artículos)

MAYO 2016 (4 artículos)

ABRIL 2016 (5 artículos)

MARZO 2016 (5 artículos)

FEBRERO 2016 (4 artículos)

ENERO 2016 (4 artículos)

DICIEMBRE 2015 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (6 artículos)

OCTUBRE 2015 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (4 artículos)

AGOSTO 2015 (5 artículos)

JULIO 2015 (4 artículos)

JUNIO 2015 (5 artículos)

MAYO 2015 (4 artículos)

ABRIL 2015 (4 artículos)

MARZO 2015 (5 artículos)

FEBRERO 2015 (5 artículos)

ENERO 2015 (4 artículos)

DICIEMBRE 2014 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (4 artículos)

OCTUBRE 2014 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (6 artículos)

AGOSTO 2014 (6 artículos)

JULIO 2014 (4 artículos)

JUNIO 2014 (7 artículos)

MAYO 2014 (5 artículos)

ABRIL 2014 (7 artículos)

MARZO 2014 (6 artículos)

FEBRERO 2014 (4 artículos)

ENERO 2014 (4 artículos)

DICIEMBRE 2013 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (4 artículos)

OCTUBRE 2013 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (4 artículos)

AGOSTO 2013 (4 artículos)

JULIO 2013 (5 artículos)

JUNIO 2013 (4 artículos)

MAYO 2013 (4 artículos)

ABRIL 2013 (6 artículos)

MARZO 2013 (5 artículos)

FEBRERO 2013 (4 artículos)

ENERO 2013 (5 artículos)

DICIEMBRE 2012 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (4 artículos)

OCTUBRE 2012 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (4 artículos)

AGOSTO 2012 (5 artículos)

JULIO 2012 (4 artículos)

JUNIO 2012 (5 artículos)

MAYO 2012 (4 artículos)

ABRIL 2012 (5 artículos)

MARZO 2012 (4 artículos)

FEBRERO 2012 (4 artículos)

ENERO 2012 (5 artículos)

DICIEMBRE 2011 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2011 (5 artículos)

OCTUBRE 2011 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2011 (2 artículos)

JULIO 2011 (3 artículos)

JUNIO 2011 (4 artículos)

MAYO 2011 (5 artículos)

ABRIL 2011 (4 artículos)

MARZO 2011 (4 artículos)

FEBRERO 2011 (4 artículos)

ENERO 2011 (3 artículos)

DICIEMBRE 2010 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2010 (2 artículos)

OCTUBRE 2010 (3 artículos)

SEPTIEMBRE 2010 (4 artículos)

AGOSTO 2010 (4 artículos)

JULIO 2010 (5 artículos)

JUNIO 2010 (5 artículos)

MAYO 2010 (4 artículos)

ABRIL 2010 (4 artículos)

MARZO 2010 (5 artículos)

FEBRERO 2010 (4 artículos)

ENERO 2010 (6 artículos)

DICIEMBRE 2009 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2009 (4 artículos)

OCTUBRE 2009 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2009 (5 artículos)

AGOSTO 2009 (2 artículos)

JULIO 2009 (4 artículos)

JUNIO 2009 (3 artículos)

MAYO 2009 (4 artículos)

ABRIL 2009 (3 artículos)

MARZO 2009 (4 artículos)

FEBRERO 2009 (4 artículos)

ENERO 2009 (5 artículos)

DICIEMBRE 2008 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2008 (5 artículos)

OCTUBRE 2008 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2008 (4 artículos)

AGOSTO 2008 (4 artículos)

JULIO 2008 (4 artículos)

JUNIO 2008 (4 artículos)

MAYO 2008 (5 artículos)

ABRIL 2008 (3 artículos)

MARZO 2008 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2006 (1 artículos)

LA PORTADA DE NUESTROS LECTORES | Ver
Otra mujer europea en la cima decisoria del mundo
"Nadie es profeta en su tierra", tampoco el papa
Los diez proyectos de infraestructura más costosos de Latinoamérica
El país precisa gestos de grandeza
La economía es la mayor preocupación de los argentinos

© El Diario Exterior - Calle del General Arrando 14, Bajo Derecha, 28010, Madrid - Tel.:(34) 91 532 28 28
Aviso legal  /   Política Privacidad  /   Quiénes somos  
/   Contactar  /    RSS