Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
21 JULIO 2017 | ACTUALIZADO 04:50
EUROPA   |   ÁFRICA   |   AMÉRICA   |   ORIENTE PRÓXIMO   |   ASIA / PACÍFICO
POLÍTICA   |    ECONOMÍA   |    SOCIEDAD   |    CULTURA   |    PENSAMIENTO   |    AUTORES
Cristianismo, Europa, libertad
Este libro es un acicate para la inteligencia, porque cuestiona tópicos y da que pensar.
Actualizado 24 junio 2017  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter  Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   0
Rafael Serrano   

“¿Suponen una amenaza para la democracia las convicciones incondicionales?”. Es la cuestión que planteaba, expresada así en el subtítulo, un libro colectivo alemán de 2009, Glaube und Gesellschaft (“Fe y sociedad”). De él tradujo José María Barrio Maestre tres textos de sendos profesores: Christian Hillgruber, Walter Schweidler y Robert Spaemann. Añadió otro de Lothar Häberle, y con los cuatro, más una presentación y unas reflexiones finales de su cosecha, compuso este Cristianismo, Europa, libertad.

Los autores responden a la pregunta sobre democracia y convicciones desde distintos ángulos. También Häberle, jurista, quien expone en el capítulo titulado “Dictadura del relativismo: ¿una exageración?”, por qué está justificada la famosa expresión de Joseph Ratzinger en la apertura del cónclave que lo eligió Papa en 2005. Aporta además sugerencias para la acción de los cristianos en defensa de la verdad y la convivencia.

Hillgruber, profesor de Derecho Público, precisa el sentido de la laicidad en una original y oportuna reflexión (“El mito de la neutralidad”), de la que se puede leer un amplio extracto en Aceprensa. Unos creyentes firmes no amenazan la democracia si sus convicciones, como en el caso de las cristianas, contribuyen a reforzar los fundamentos del orden civil, empezando por la dignidad humana y el reconocimiento de la autoridad legítima. Con una comunidad religiosa así, el Estado ha de cooperar en su propio interés secular.

Los otros dos autores examinan las bases del pensamiento relativista. Schweidler, profesor de filosofía, se fija en el relativismo restringido que reconoce la validez universal de la ciencia empírica pero destierra la ética y la trascendencia a la provincia de las creencias y los sentimientos. Así se cree configurar un espacio público donde caben todos, mientras cada quien define libremente el sentido de su vida en la esfera privada. Pero negar alcance metafísico a la razón lleva a convertir los argumentos sociopolíticos en justificaciones últimas del ordenamiento civil. De ahí la tendencia a “confesionalismos ideológicos”, como hoy se observa en la elevación de la teoría de género a doctrina oficial que motiva leyes sobre la enseñanza o limitaciones a la libertad de expresión.

El filósofo Spaemann hace un análisis muy legible de la relación de la libertad con la verdad. Encuentra en el empirismo, y en su versión cientificista actual, la raíz de la idea de que el relativismo es condición necesaria para la tolerancia. Eso absolutiza la elección, con independencia del contenido; sugiere que los valores se fundan en las valoraciones, y no al contrario. En realidad, nuestra experiencia muestra que no somos relativistas con respecto a nuestro bien, que la mera pluralidad de opciones no suministra motivo para escoger. La entronización de la tolerancia como valor supremo y el fomento de la sospecha contra la verdad sirven de narcótico que deja indefenso contra las manipulaciones.

El editor del volumen, filósofo también, lo cierra con unos apuntes sobre el desafío cultural a que se enfrenta el cristianismo en Occidente. Barrio destaca la necesidad de que los creyentes se sacudan la pereza mental, para participar en la conversación pública y en la creación de cultura, con todo derecho y con todo respeto.

En suma, este libro es un acicate para la inteligencia, porque cuestiona tópicos y da que pensar.

Leyenda

Autores: Christian Hillgruber, José María Barrio, Lothar Häberle, Robert Spaemann, Walter Schweidler

Ediciones Teconté.
Madrid (2017).
210 págs.
17,50 €.
Selección, presentación y traducción: José María Barrio Maestre.
© Aceprensa

 Otros artículos que te pueden interesar
Netflix se acerca a HBO en las nominaciones a los premios Emmy
Segundo centenario del autor de "Walden"
1936. Fraude y violencia en las elecciones del Frente Popular
Sobre la tiranía. Veinte lecciones que aprender del siglo XX
Pájaros en la cabeza, un libro sobre el amor a la ornitología
AHORA EN PORTADA | Ver  
Murió Liu Xiaobo, el Nobel de la Paz
El fin de la era del petróleo abre nuevas oportunidades
La inmigración latinoamericana en España recupera el brío
Netflix se acerca a HBO en las nominaciones a los premios Emmy
Ideales contrapuestos
 
Nueva Zelanda y los países nórdicos, a la cabeza en el respeto a los derechos de propiedad según el IPRI 2017
Ideales contrapuestos
Tres hombres, tres historias
Los revolucionarios de cartón
LA PORTADA DE NUESTROS LECTORES | Ver
Irán y Corea del Norte, detrás de las fábricas de misiles y armas en Siria
Unas reflexiones de Willy Brandt
Murió Liu Xiaobo, el Nobel de la Paz
Las claves evidentes del deterioro del régimen de Maduro
Lula y la corrupción latinoamericana

© El Diario Exterior - Calle del General Arrando 14, Bajo Derecha, 28010, Madrid - Tel.:(34) 91 532 28 28
Aviso legal  /   Quiénes somos  /   Contactar  /    RSS