Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
  Año 13 / Número 4.692                Editor: Pablo Izquierdo Juárez                  Háganos su página de inicio  Háganos Añadir a favoritos 
Patrocinios   |   Cartas al Director    |   Suscríbete   |   El Tiempo  
Las noticias del mundo con información de titulares de actualidad. Tu diario digital eldiarioexterior.com Las noticias del mundo con información de titulares de actualidad. Tu diario digital eldiarioexterior.com
Martes, 06 de diciembre de 2016 |
|
|
|
|
|
  
CARLOS ALBERTO MONTANER

La indignación y la ingratitud
Esos españolitos o chilenitos rabiosos no advierten la sangre, sudor y lágrimas que les costó a sus antepasados, desde los más remotos hasta sus padres, crear y mantener las infraestructuras que ellos disfrutan
Actualizado 5 diciembre 2011  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter  Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   1
Carlos Alberto Montaner   
Los estudiantes universitarios chilenos protestan porque el Estado se resiste a pagarles los estudios a todos. No quieren invertir recursos en su propio futuro. Quieren que otros lo hagan por ellos. En Colombia sucede más o menos lo mismo. Se les ha dicho, desde hace muchas décadas, que estudiar es un derecho, y han interpretado que, por lo tanto, debe ser gratis. Creen que no proporcionarles esos estudios es una suerte de “desposeimiento”, verbo que implica que nos han quitado algo que nos pertenece.

En realidad, el derecho a estudiar no implica la gratuidad, sino el acceso. Quien paga la factura depende de factores culturales -la historia, la mentalidad social- y, sobre todo, de la riqueza disponible. Durante siglos, los esclavos, las mujeres y los judíos no tuvieron derecho a estudiar. En algunas naciones islámicas todavía las mujeres no han conquistado ese derecho. En Cuba, un lema oficial advierte que “la universidad es para los revolucionarios”. En ese país, durante décadas los católicos, los homosexuales y otras peligrosas criaturas no podían ingresar en la universidad o, si les descubrían, eran expulsados mediante escandalosos juicios públicos.

No hay duda de que crece entre muchos jóvenes la certeza de que el Estado los ha traicionado. Esa convicción se palpa en cualquier manifestación de “indignados”, estén acampados en la madrileña Puerta del Sol o en Wall Street en Nueva York. La sociedad les da menos de lo que creen merecer, incluido un puesto de trabajo decente, un techo digno o estudios de calidad.

Es curioso que estos jóvenes furiosos sean capaces de ver lo que la sociedad no les da, acaso porque no puede, pero ignoren lo mucho que les entrega. Esos españolitos o chilenitos rabiosos no advierten la sangre, sudor y lágrimas que les costó a sus antepasados, desde los más remotos hasta sus padres, crear y mantener las infraestructuras que ellos disfrutan: puentes y carreteras, calles asfaltadas, hospitales, escuelas, parques, edificios, acueductos, puertos marítimos y aéreos o vías férreas. Ellos son los herederos privilegiados de esas infraestructuras pagadas con el trabajo de muchas generaciones que vivieron miserablemente porque ninguna de ellas consiguió el nivel de prosperidad que se ha alcanzado en Occidente a principios del siglo XXI.

Estos jóvenes, empeñados en sentirse ofendidos, son incapaces de valorar el capital intangible que reciben de sus mayores cuando abren los ojos: las instituciones de derecho que armonizan la vida en común y dirimen los conflictos, la existencia de redes comerciales y financieras apoyadas en buenos hábitos y prácticas comerciales, los lazos de colaboración espontánea, el conocimiento vivo en las cátedras universitarias o en los medios de comunicación, las sofisticadas normas de convivencia. Ellos no se imaginan cuánto dolor y sacrificio ha costado esa obra admirable que les han legado y a la que nada o muy poco han contribuido.

El Banco Mundial en el 2006 se atrevió a medir la riqueza de más de un centenar de naciones. Sus mejores expertos sumaron lo que valían las riquezas naturales de cada una de ellas –tierras de pastoreo, minerales, maderas, etc.–, le agregaron la riqueza producida -infraestructuras, artefactos, cosechas, etc.-, le añadieron el capital intangible y dividieron la cifra resultante entre el número de habitantes. Ese era el capital per cápita que disfrutaba cada ciudadano aportado por la sociedad en que vivía.

Los diez más ricos, con su intenso trabajo, habían logrado acumular entre US$ 650.000 y US$ 450.000 per cápita. Suiza, a la cabeza del planeta, ponía a la disposición de sus moradores un capital calculado en US$ 648.241. Es importante señalar que el factor más importante en esta fabulosa acumulación de riqueza es el capital intangible: más del ochenta por ciento.

Nueve de los diez países más pobres son africanos sub-saharianos. El más desdichado es Etiopía: apenas “vale” US$ 1.965 per cápita. Chile, por cierto, con US$ 77.726 está en el cuarto lugar de América Latina tras Argentina, Uruguay y Brasil. Los españoles alcanzan la nada desdeñable suma de US$ 261.205. Sería interesante averiguar si esos jóvenes, que tanto piden, son capaces de reconocer lo tanto que les han dado.

 Otros artículos que te pueden interesar
Santos elude la Constitución
El presidente de Colombia quiere un acuerdo con las FARC en combo con su premio Nobel de la Paz.
Balance 2016 del islamismo
Es la ausencia de libertad en todas sus ramificaciones lo que condena a las sociedades árabes islámicas.
Un año de Cambiemos
Falta que el gobierno comience a cambiar el discurso populista por un discurso que hizo grande a Argentina: el de la cultura del trabajo.
La Cuba revolucionaria es una gran impostura
Larraín habla sobre sus experiencias en la Cuba de Fidel. Tras el viaje, publicó "Cinco días en La Habana, un chileno en la Cuba de Fidel".
Todo lo que no se puede preguntar en Cuba tras el entierro de Fidel Castro
¿Qué ocurrirá en el futuro, ahora que Fidel Castro yace en el cementerio de Santa Ifigenia, bajo una pesada lápida, cerca de la tumba de José Martí?
AHORA EN PORTADA | Ver  
Balance 2016 del islamismo

Es la ausencia de libertad en todas sus ramificaciones lo que condena a las sociedades árabes islámicas.
Todo lo que no se puede preguntar en Cuba tras el entierro de Fidel Castro

¿Qué ocurrirá en el futuro, ahora que Fidel Castro yace en el cementerio de Santa Ifigenia, bajo una pesada lápida, cerca de la tumba de José Martí?
Santos elude la Constitución

El presidente de Colombia quiere un acuerdo con las FARC en combo con su premio Nobel de la Paz.
ARCHIVO
DICIEMBRE 2010

Los cinco socialismos del siglo XXI

Wikileros , Grafiteros Y la Nueva Guerra Mundial

Los wikileaks y la historia

El día que recomenzó la Guerra Fría

Ver posts de otros meses

DICIEMBRE 2016 (2 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (12 artículos)

OCTUBRE 2016 (10 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (8 artículos)

AGOSTO 2016 (15 artículos)

JULIO 2016 (10 artículos)

JUNIO 2016 (12 artículos)

MAYO 2016 (12 artículos)

ABRIL 2016 (13 artículos)

MARZO 2016 (11 artículos)

FEBRERO 2016 (10 artículos)

ENERO 2016 (7 artículos)

DICIEMBRE 2015 (10 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (13 artículos)

OCTUBRE 2015 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (5 artículos)

AGOSTO 2015 (6 artículos)

JULIO 2015 (4 artículos)

JUNIO 2015 (4 artículos)

MAYO 2015 (6 artículos)

ABRIL 2015 (5 artículos)

MARZO 2015 (4 artículos)

FEBRERO 2015 (7 artículos)

ENERO 2015 (6 artículos)

DICIEMBRE 2014 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (5 artículos)

OCTUBRE 2014 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (5 artículos)

AGOSTO 2014 (4 artículos)

JULIO 2014 (6 artículos)

JUNIO 2014 (6 artículos)

MAYO 2014 (4 artículos)

ABRIL 2014 (6 artículos)

MARZO 2014 (5 artículos)

FEBRERO 2014 (4 artículos)

ENERO 2014 (5 artículos)

DICIEMBRE 2013 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (6 artículos)

OCTUBRE 2013 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (8 artículos)

AGOSTO 2013 (5 artículos)

JULIO 2013 (7 artículos)

JUNIO 2013 (5 artículos)

MAYO 2013 (4 artículos)

ABRIL 2013 (5 artículos)

MARZO 2013 (7 artículos)

FEBRERO 2013 (4 artículos)

ENERO 2013 (4 artículos)

DICIEMBRE 2012 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (5 artículos)

OCTUBRE 2012 (7 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (8 artículos)

AGOSTO 2012 (4 artículos)

JULIO 2012 (6 artículos)

JUNIO 2012 (4 artículos)

MAYO 2012 (4 artículos)

ABRIL 2012 (4 artículos)

MARZO 2012 (5 artículos)

FEBRERO 2012 (5 artículos)

ENERO 2012 (5 artículos)

DICIEMBRE 2011 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2011 (5 artículos)

OCTUBRE 2011 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2011 (4 artículos)

JULIO 2011 (4 artículos)

JUNIO 2011 (5 artículos)

MAYO 2011 (5 artículos)

ABRIL 2011 (5 artículos)

MARZO 2011 (4 artículos)

FEBRERO 2011 (4 artículos)

ENERO 2011 (4 artículos)

DICIEMBRE 2010 (4 artículos)

NOVIEMBRE 2010 (5 artículos)

OCTUBRE 2010 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2010 (7 artículos)

AGOSTO 2010 (5 artículos)

JULIO 2010 (4 artículos)

JUNIO 2010 (4 artículos)

MAYO 2010 (5 artículos)

ABRIL 2010 (4 artículos)

MARZO 2010 (7 artículos)

FEBRERO 2010 (3 artículos)

ENERO 2010 (4 artículos)

DICIEMBRE 2009 (6 artículos)

NOVIEMBRE 2009 (4 artículos)

OCTUBRE 2009 (4 artículos)

SEPTIEMBRE 2009 (6 artículos)

AGOSTO 2009 (4 artículos)

JULIO 2009 (6 artículos)

JUNIO 2009 (4 artículos)

MAYO 2009 (4 artículos)

ABRIL 2009 (5 artículos)

MARZO 2009 (4 artículos)

FEBRERO 2009 (4 artículos)

ENERO 2009 (5 artículos)

DICIEMBRE 2008 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2008 (4 artículos)

OCTUBRE 2008 (5 artículos)

SEPTIEMBRE 2008 (5 artículos)

AGOSTO 2008 (4 artículos)

JULIO 2008 (7 artículos)

JUNIO 2008 (3 artículos)

MAYO 2008 (4 artículos)

ABRIL 2008 (4 artículos)

MARZO 2008 (3 artículos)

JUNIO 2007 (1 artículos)

ENERO 2006 (1 artículos)

 ESPAÑA
El desempleo aumenta en España por cuarto mes consecutivo
Respecto a noviembre de 2015 el desempleo se redujo en 359.475 personas.
Eduardo Mendoza, premio Cervantes 2016
Mendoza emplea un estilo sencillo, directo, nada vanguardista, que lo convierte en un escritor muy cercano a los lectores actuales.
Una mirada a la crisis política española desde Iberoamérica
Tratando de defender intereses de corto plazo en lo político y personal, el anterior líder de los socialistas españoles tuvo un desempeño desastroso.
España: Racionalidad y frivolidad
Lo racional ha caído en desprestigio. Se trabaja con parámetros de impactos, eslóganes, titulares simples y sentimientos.
LA PORTADA DE NUESTROS LECTORES | Ver
Todo lo que no se puede preguntar en Cuba tras el entierro de Fidel Castro
Santos elude la Constitución
Balance 2016 del islamismo
Un año de Cambiemos
La Cuba revolucionaria es una gran impostura

© El Diario Exterior - Calle del General Arrando 14, Bajo Derecha, 28010, Madrid - Tel.:(34) 91 532 28 28
Aviso legal  /   Quiénes somos  /   Contactar  /    RSS